patagonia 14/10/2019

Junín de los Andes, listo para recibir pescadores

 

Además de ser un lugar paradisíaco, Junín de los Andes ofrece un atractivo preciado por los pescadores del país y del mundo: ríos, arroyos y lagos donde se encuentran las mejores especies de la zona. Por ese motivo desde noviembre, la bella localidad comienza a poblarse de turistas que tiene la doble finalidad: pasear y pescar.


Los fanáticos de la pesca se preparan para la temporada que se inicia en Junín de los Andes cada primero de noviembre. Los atractivos turísticos son muchos, pero los pescadores se sienten más que interesados por los salmones y truchas arco iris que se desplazan por sus ríos, lagos y arroyos de la localidad más antigua de Neuquén.

Fue fundada exactamente en 1883, y desde entonces sus paisajes encantan a propios y ajenos, al punto que recibe turistas de todo el mundo. Lógicamente que está preparada para ese fin con una extensa gama de servicios en hoteles, cabañas y campings.

A esto se suma la Fly Expo, lugar donde los pescadores participan de clínicas, concursos y lanzamientos de moscas para amantes de la pesca con mosca.

La Patagonia ofrece muchos rincones para la pesca, algunos son emblemáticos como el río Chimehuín, el Correntoso o las orillas de los lagos Huechulafquen, Epuyén o Currué, entre otros.

Se pueden encontrar muchas especies como la trucha fontinalis, la trucha marrón, la arco iris o el salmón encerrado.

En el río Correntoso la pesca es con devolución durante todo el año. Es una zona preferencial, por lo que se requiere un permiso adicional de pesca y además los pescadores deben ir rotando, pudiendo acceder de a 5 por vez cada 15 minutos. Los mosqueros pasan por el Correntoso en busca de las ya famosas truchas arco iris.



La boca del Chimehuín, es otro de los paraísos de los pescadores. Se accede desde la RN Nº 234 y se continúa por el camino que conduce a los lagos Huechulafquen y Paimún y tras 24 kilómetros de ripio se llega al Chimehuín. En el lugar se ofrecen flotadas para aprovechar la pesca.

Aquí la pesca con mosca en las modalidades spinning y fly casting, y el trolling se desarrollan de noviembre a abril. El pique es variado, yendo desde las clásicas truchas arco iris o marrón hasta las más raras fontinalis o algún salmón encerrado.



El lago Huechulaufquen junto con los ríos Paimún y el Epulaufquen conforman el complejo lacustre ubicado a 30 km de Junín, que brinda un excelente lugar para pescar. Allí se pueden adquirir ejemplares de trucha arco iris, de arroyo y marrón.

Fuente: diariodecuyo.com.ar